del vino y del buen vivir

Los premios del vino mexicano en 2016

En lo que va de este año, los vinos mexicanos han cosechado 90 medallas en 14 concursos internacionales. La cifra ubica a nuestro país en el lugar 28 del ranking global de los países productores más premiados, elaborado por la Asociación Mundial de Periodistas y Escritores de Vinos & Licores (WAWWJ, por sus siglas en inglés).

Los datos que exhibe la asociación hacen a esa posición 28 algo muy meritorio: cada año se realizan en promedio de 70 a 80 concursos internacionales, en los que participan más de 680 000 muestras procedentes de más de 65 países. México es apenas una gota en ese océano desmesurado de vinos, de manera que sus contadas etiquetas tienen hasta al cálculo de probabilidades en contra.

En los primeros 10 lugares están Francia, EEUU, España, Italia, Portugal, Australia, Chile, Argentina, Sudáfrica y Nueva Zelanda, en orden descendente. Otra razón para valorar el desempeño de los vinos nacionales, en competencia con miles de muestras provenientes de países mucho más fogueados en el tema.

Además de su conteo por países, la estadística de la WAWWJ ofrece el ranking de las bodegas y vinos más ganadores. En 2016, por ejemplo, la única vinícola del país que entró en su clasificación de las 100 mejores del mundo fue Casa Madero, en la posición 84, con un total de 45 medallas obtenidas en 10 competencias internacionales. E incluyó el Casa Grande Shiraz 2011 entre los mejores vinos del año, en el puesto 110 de 124.

Para ofrecer estas cifras la WAWWJ toma en cuenta sólo los concursos donde participan más de cinco países, avalados por organismos internacionales que gocen de auditoría y control legal, como la Asociación Internacional de Enólogos y la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV).

Por otro lado, clasifica a las justas enológicas en una escala de 4.5 a 9 puntos, en función del impacto de sus calificaciones en el prestigio de los vinos. Vinalies Internationales, que tiene lugar en Francia, es el único calificado con 9 puntos, mientras que a Ensenada Tierra de Vinos (Baja California) obtiene 5, una de las notas más bajas.

Entre los que puntúa hay otros certámenes famosos como Finger Lakes International Wine Competition (Estados Unidos) con 8.75, Terravino Mediterranean IWSC (Israel) con 8.5, Selectiones Mondiales des Vins (Canadá) con 8.5, VINUS (Argentina) con 8.25, Mundus Vini Wein (Alemania) y Bacchus (España), con 8 cada uno.

También ofrece equivalencias entre las medallas y los puntos: una Doble Oro o Gran Oro equivale a 6.5 puntos, que es el máximo en su escala; una Oro 5 puntos, una Plata a 2.5, una Bronce a 1.6. Y a la calificación “vinos recomendados” o “sello de aprobación” los traduce como 1.2 puntos. Luego, en el sistema de la WAWWJ las bodegas son calificadas por la suma de los puntajes obtenidos por sus vinos, mientras que la sumatoria de éstas determina el lugar de un país en la escala.

Un Gran Oro (6.5), como el obtenido en el concurso de Bruselas (cuya calificación es de 7.5) por el Casta Tinta Syrah 2013 de Casta de Vinos, equivale entonces a 48.75 puntos. Y si una bodega gana un Oro (5 puntos) y tres Platas (2.5), como Casa Madero en Vinalies 2016 (calificación 9), entonces la bodega acumula 112.5 puntos.

Según la WAWWJ, el puntaje acumulado de los vinos mexicanos en lo que va del 2016 –sus listas se actualizan constantemente– es de mil 761.41, cifra que nos permite superar a China, que está en el lugar 29 con mil 561.35 puntos, pero todavía a años luz de distancia de los 142 mil 572.77 de Francia, el país con más bodegas y vinos condecorados.